Saltar al contenido

Como cuidar la piel de la cara

 

Puedes sospechar que tienes piel seca, grasa o sensible, pero ¿realmente conoces tu tipo de piel? Conocer el verdadero tipo de piel puede ayudar la próxima vez que te encuentres en el pasillo de cosméticos. De hecho, usar los productos incorrectos, o incluso productos de baja calidad para u tipo de piel podría empeorar el acné, la sequedad u otros problemas de la piel.

 

En este artículo veremos consejos sobre como cuidar la piel de la cara. La higiene y la cosmética facial son fundamentales para tener una cara bonita, joven y cuidada.

 

 

Construyendo una rutina diaria de cuidado de la piel

No importa cuál sea tu tipo de piel, una rutina diaria de cuidado de la piel puede ayudarte a mantener la salud general de la piel y a mejorar las preocupaciones específicas como el acné, las cicatrices y las manchas oscuras. Una rutina diaria de cuidado de la piel tiene cuatro pasos básicos que puede hacer una vez por la mañana y una vez antes de dormir.

1. Limpieza: Elige un limpiador que no deje la piel apretada después del lavado. Limpia tu cara no más de dos veces al día, o solo una vez, si tienes la piel seca y no usas maquillaje. Evita lavarte por esa sensación de limpieza crujiente porque eso significa que los aceites naturales de tu piel se han ido.

 

2. Sueros: Un suero con vitamina C o factores de crecimiento o péptidos sería mejor por la mañana, bajo protector solar. Por la noche, el retinol o los retinoides recetados funcionan mejor.

3. Hidratante: incluso la piel grasa necesita crema hidratante, pero usa una que sea liviana, basada en gel y no comedogénica, o que no bloquee tus poros. La piel seca puede beneficiarse de más humectantes a base de crema. La mayoría de las marcas etiquetarán sus productos como gel o crema en sus envases.

4. Bloqueador solar: Aplica protector solar con al menos 30 SPF 15 minutos antes de dirigirte al aire libre, ya que la protección solar tarda un poco en activarse. Los tonos de piel más oscuros en realidad necesitan más protección contra el sol porque la hiperpigmentación es más difícil de corregir.

 

Elige productos que se adapten a tu tipo de piel y sensibilidad, y recuerda leer las etiquetas. Algunos productos, como el retinol o los retinoides recetados, solo se deben aplicar por la noche.

Comienza con una rutina simple y básica para ver cómo reacciona tu piel. Una vez que estés cómodo, puede agregar productos adicionales como exfoliantes, máscaras y tratamientos de manchas para mejorar la salud de la piel de tu cara.

Y no te olvides de probar parches nuevos productos, especialmente si sospechas que tienes piel sensible. Esto puede ayudarnos a identificar posibles reacciones alérgicas.

 

Probar un nuevo producto:

  • Aplica una pequeña cantidad de producto sobre tu piel en un área discreta, como el interior de tu muñeca o brazo interno.
  • Espera 48 horas para ver si hay una reacción.
  • Verifica el área a las 96 horas después de la aplicación para ver si tiene una reacción retardada. Una reacción alérgica puede incluir irritación, enrojecimiento, pequeños bultos o picazón. Si notas estos síntomas, lava el área. A continuación, devuelve el producto y prueba con otro que se adapte mejor a su tipo de piel.

 

En la cosmética para la piel de nuestra cara es muy importante escoger productos de calidad contrastada. Para ello es importante consultar la opinión de otras personas sobre los productos. De esta forma nos aseguraremos de que nuestra experiencia será óptima.

Te dejo una recomendación de un sitio web para probar productos gratis y opinar. Se trata de una página web con opiniones auténticas, honestas y genuinas. Además si nos registramos podremos obtener muestras gratuítas de productos de higiene y belleza incluidos para tu cara.